La buena semilla que hay que sembrar

FiestasdelaSiegaenLaFuliola2012_10

Dadas las diferentes interpretaciones que se pueden oir sobre este maravilloso Evangelio, no todas alineadas en la ortodoxia, voy a sugerir un enlace que puede ayudarnos.  El enlace es del blog de Luis Fernando de infocatólica:

“Muchos dan por hecho que el trigo y la cizaña han de crecer en la Iglesia y por tanto no tiene demasiado sentido intentar separarlos, pues ya lo hará el Señor el día del Juicio. Pero Cristo dice que donde se siembra la buena semilla es en el mundo, no en la Iglesia. De hecho, las semillas son los hijos de Dios. Y la mala semilla son los que viven bajo el dominio del Maligno.”

“Siendo que la Iglesia está en el mundo sin ser del mundo, no tendría demasiado sentido que abundara la cizaña dentro de ella. Pero siempre que la Iglesia se ha mundanizado, y hoy eso ocurre de forma espantosa, la cizaña no solo se extiende por todas partes sino que amenaza con ahogar al trigo.”

“Aunque Cristo indica que el juicio final sobre el mundo le corresponde a Él, y hasta entonces deben crecer el trigo y la cizaña, nada hay en la Escritura que indique que la Iglesia debe permitir que se propague en ella la cizaña de la herejía modernista y la confusión, la cizaña de la inmoralidad, la cizaña de la falsa misericordia, etc. Y aun así, llevamos medio siglo de chalaneo con la herejía e incluso más tiempo de complicidad con depravados que abusaron de menores. Muchos no saben ya distinguir el trigo de la cizaña.”

“El humo de Satanás del que habló Pablo VI  es hoy fuego destructor al que los necios se arriman pensando que es la nueva luz que ha de guíar la Iglesia. Mas el Señor, a su debido tiempo, pondrá fin al último gran intento del Maligno de acabar con su Iglesia tanto desde el mundo como desde dentro de ella. Al fin y al cabo, como enseña San Pedro, “ha llegado el momento de que el juicio comience por la casa de Dios” (1ª Ped 4,17). El que persevere hasta el fin será salvo y brillará como el Sol de Justicia que nos nació de la Virgen María.”

“Señor, arranca la cizaña del pecado de nuestro corazón para que podamos ser trigo dispuesto a ser triturado por tu gracia para convertirnos en pan para los que tienen hambre de ti.”

Gracias Luis Fernando

http://infocatolica.com/blog/coradcor.php/1707231057-los-justos-brillaran-como-el#comments

Anuncios

Un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s