Ecumenismo(2 de 2)

Sigue de Ecumenismo(1 de 2)

 

6) Dar una importancia desorbitada al ecumenismo

Dedicándole tiempo y recursos que estarían mejor dedicados a otras cosas, sobre todo en una época de falta de vocaciones y en la que la que la evangelización es una urgencia de vida o muerte.

Domingo-de-los-Santos-Apóstoles-copia

7) Intentar llegar a la unidad sin haber puesto los cimientos necesarios.

Muchos ecumenistas proponen, que católicos y protestantes celebren juntos la Eucaristía, sin entender que no puede haber comunión eucarística si no hay comunión en la fe. Así lo ha entendido siempre la Iglesia, en Oriente y en Occidente: la Eucaristía es a la vez signo y causa de la unidad de la Iglesia.

8) Confundir a los fieles

Por ejemplo, cuando los fieles ven a su párroco o a su obispo en una “celebración”, junto a una “obispa” gay protestante, ambos revestidos con ornamentos litúrgicos y presidiendo cada uno una parte de la celebración, casi inevitablemente llegan a la conclusión de que todo da igual y de que el protestantismo y el catolicismo, en el fondo, son lo mismo.

Lo mismo sucede cuando se ceden iglesias católicas para celebraciones protestantes.

9) Lenguaje buenista

Que sólo se fija en lo bueno y “positivo”, como si todo fuera de color de rosa y la separación se limitase a un simple malentendido, sin reconocer la realidad del error y el pecado. Yo he venido al mundo para dar testimonio de la Verdad, dijo Cristo. (Jn 18,37).

Hemos visto múltiples ejemplos de este problema con ocasión del próximo aniversario de la Reforma protestante. Multitud de “expertos” ecumenistas cantan las bondades de esa Reforma y del propio Lutero, olvidando las terribles herejías introducidas por ella (que siguen siéndolo) y el enorme pecado que supuso. Como dijo el  cardenal Koch, “no podemos celebrar un pecado”.

10) Abandonar la evangelización

La evangelización es un mandato fundamental de Cristo a la Iglesia. Cualquier planteamiento que pretenda sustituirla por otra cosa es, un engaño y una tentación, que destruye a los hombres, privándoles de la vida eterna. Dios nos libre de esta tentación.

¡ Que arda tu corazón!

Artículo completo en:

 

http://infocatolica.com/blog/espadadedoblefilo.php/1601260711-quo-vadis-ecumenismo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s